AcademiaAprendizaje a distancia: panorama y retos a superar - NC Tech

El aprendizaje a distancia forma parte de un sistema de enseñanza que se configura por medio de las tecnologías de la información, con la finalidad de evitar que los alumnos se desplacen al lugar de estudio.

Y es que la humanidad ha sido testigo de cómo la educación en línea ha jugado un papel preponderante en el día a día de las familias de todo el mundo.

Sin embargo, este concepto se enfrenta a grandes retos que tienen que ver con aspectos económicos, la brecha digital, las diferencias generacionales y los estilos de enseñanza.

Aun así, esta modalidad ha brindado la posibilidad de que muchas personas descubran que es posible aprender un sinfín de disciplinas y temas sin salir del hogar o la oficina.

En este post, te mostraremos todo lo que tienes que saber sobre el aprendizaje a distancia y los retos a superar para los procesos de educación en esta nueva modalidad.

¿Necesitas más información sobre este tema? ¡Sigue con nosotros hasta el final!

Panorama del aprendizaje a distancia en la actualidad

En los últimos años y por diversas causas relacionados con avances tecnológicos y la pandemia por el COVID-19, el aprendizaje a distancia se ha convertido en una herramienta muy utilizada.

La realidad es que antes del inicio del coronavirus, a principios de 2020, las clases virtuales y el teletrabajo no eran tan empleados y solo se habían puesto en marcha en algunos países e instituciones de educación superior, como parte de un complemento de los ciclos escolares y laborales presenciales.

Según las cifras preliminares de la Organización Internacional del Trabajo —órgano adjunto de la ONU—, en el segundo trimestre de 2020, alrededor de 23 millones de personas se encontraban trabajando de manera remota en América Latina.

Esto representa entre el 20% y 30% de los empleados que estuvieron trabajando efectivamente; previo el COVID-19, estos números eran inferior al 3%.

Específicamente en México, existen elementos que hay que tomar en cuenta desde mucho antes de la crisis sanitaria, para entender que esta modalidad de educación pudiera ser una alternativa ideal para todos los sectores de la población.

Más allá de reconocer que la adquisición de conocimientos es un proceso que no tiene fin, pues siempre hay cosas nuevas que aprender, estadísticas del Sindicato de Empleados Públicos —SEP —revelan que ya entre 2017 y 2018, 14,5% de cada 100 niños que ingresaron a la primaria abandonaron su ciclo de estudio.

¿Las causas? la pobreza el bajo desempeño escolar y la falta de interés figuran como las principales motivaciones de esta realidad.

Un par de años más tarde, la emergencia sanitaria y las medidas adoptadas para contrarrestar la propagación del virus, entre ellas la prohibición del uso del transporte público y el aislamiento, provocaron que el teletrabajo y la educación a distancia fuesen obligatorias.

De este modo, no solo las escuelas, también las universidades se han visto en la obligación de adaptar la educación tradicional a un sistema online, y llevar a cabo una capacitación de sus docentes en las nuevas herramientas, a fin de garantizar la enseñanza de los alumnos.

Hay muchos ejemplos grandiosos. Tal es el caso de la universidad de Madero, en México, donde, durante ocho años, su campus virtual ha servido para impartir clases, incluso, a nivel de maestría.

Esta práctica hoy se ha hecho cada vez más común en gran parte de los centros de enseñanza superior de la República mexicana.

Incluso las compañías de diversas áreas se encuentran formando a su personal con el uso del e-learning. Ahora existen plataformas digitales, en las cuales es posible que las organizaciones diseñen sus propios pensum, para que tanto alumnos como la plantilla de trabajadores, pueda recibir clases digitales.

Así, dicha modalidad de estudio, caracterizada por la separación física de los maestros o docentes y la utilización de la tecnología de la información y la comunicación, entre lo cual destaca el material impreso digitalizado, audiovisual y recursos informáticos, es cada vez más común.

¿Cómo utilizar la tecnología para fortalecer la educación a distancia?

Al pasar el tiempo, nos hemos dado cuenta que existen un sinfín de herramientas tecnológicas destinadas a encontrar recursos pedagógicos, crear clases online, e interactuar con tus alumnos.

A continuación, te presentamos algunas de ellas ¡Toma nota!

1. Para encontrar recursos educativos

Para encontrar recursos educativos tenemos las siguientes herramientas:

  • Skype in the classroom, la cual brinda recursos para el aula, expertos, personas, ideas y experiencias alrededor de todo el mundo;
  • Youtube para escuelas con cientos de videos académicos;
  • Tiching, la cual ofrece recursos educativos digitales;
  • TED, que son conferencias en video de expertos de todo el mundo en relación con todo tiempo de temas;
  • Evernote, con la cual capturas y organizas contenidos en la web;
  • Cloud Magic, la cual permite buscar simultáneamente información en Gmail, Twitter, Evernote y Facebook.
  • Wolfram Alpha, la cual implica la resolución de ejercicios matemáticos, entre otros recursos.
  • Issuu, la cual permite descubrir publicaciones, crear revistas, compartir documentos gráficos y hacer difusiones online.
  • Tube Box, con la que es posible descargar videos en YouTube, DailyMotion y Vilmeo.
  • Factoría del Tutor, las cuales constituyen herramientas, servicios y recursos para el docente.

2. Para crear cursos online

Para la creación de cursos online se encuentran las siguientes herramientas:

  • Ed Canvas, para compartir y crear lecciones online;
  • Moodle, mediante el cual se crean cursos online mediante herramientas interactivas y una comunidad muy amplia;
  • PowerPoint, con la cual creas y compartes presentaciones con diapositivas a partir de un canal personal;
  • Prezi, con la cual puedes crear y compartir presentaciones online de forma interactivas;
  • Record MP3, con el cual se graban y comparten audios en mp3;
  • Google +, con cuyos populares Hangouts se efectúan los cursos online.

Beneficios del aprendizaje a distancia

El aprendizaje a distancia trae consigo grandes beneficios tanto a corto como largo plazo, así como también pueden retribuir de forma muy positiva el aprendizaje del estudiante y su vida profesional.

A continuación, te mencionamos algunas de las ventajas de las que puedes disfrutar gracias a la educación a distancia:

1. Flexibilidad

El aprendizaje a distancia brinda la posibilidad de estudiar desde cualquier lugar, sin la necesidad que obliga la clase presencial, de desplazarse hasta un sitio específico.

No obstante, la agenda la armamos nosotros, así como el horario y el tiempo que a diario le dedicamos al método educativo a distancia.

En la mayoría de los casos, los estudiantes no están atados a horarios fijos, como era costumbre en los métodos tradicionales.

Aun así, los cursos que son impartidos en horarios determinados por algún sistema de videollamadas, permiten que el alumno que no alcance a asistir a esa hora, tenga la posibilidad de recibir las lecciones en el llamado formato envasado, toda vez que por regla general las clases quedan grabadas.

De este modo, los estudiantes pueden revisar los contenidos cuando quieran y en el lugar que deseen.

2. Costo accesible

Los talleres, cursos y especializaciones dictadas en línea casi siempre suelen ser más accesibles que los presenciales.

Esta realidad obedece a la gran variedad de instituciones y plataformas digitales que ofrecen preparación, por lo que la competencia es muy grande y las ventajas de costos y facilidades de pago crecen cada vez más.

Asimismo, los métodos de pago son muy variados, por lo que las personas que estén interesadas no tendrán problemas a la hora de acordar los mecanismos para la cancelación de sus cuotas.

A esto se suma, el hecho de que los alumnos no tendrán la necesidad de gastar en locomoción o traslado en el transporte público.

Más allá de eso, los materiales que se requieren son poco más que un ordenador y una conexión a internet.

Mientras que los textos de estudio están representados ahora por un link de descarga, el cual ya está incluido en el costo del taller o el curso. En caso de necesitar algún otro material, puedes acceder a él por medio del formato e-book, que cuesta memos de 50% que un libro físico.

3. Aprendizaje activo

La educación a distancia facilita la expresión de ideas y los estudiantes experimentan un incremento considerable en su participación.

Las plataformas digitales brindan una serie de herramientas que permiten que los alumnos tengan una participación activa e interactiva durante las clases.

Estas ofrecen cada vez una mayor cantidad de recursos que ofrecen a los alumnos la posibilidad de interactuar con los instructores, tal y como si estuviesen en una clase presencial.

También ofrecen la posibilidad de contar con todo tipo de contenidos, ya sea gráficos o audiovisuales.

4. Desarrollo de la disciplina y la autonomía

El aprendizaje a distancia permite que el alumno se haga más responsable de su proceso de enseñanza, así como también del manejo de su tiempo.

Esto significa que los alumnos tienen la potestad de decidir cuándo y en qué lugar recibirán las clases, siempre y cuando se sientan cómodos y les favorezca de acuerdo con sus actividades diarias.

5. Nuevas competencias

La utilización tanto de plataformas como de herramientas virtuales para el aprendizaje a distancia brinda la posibilidad de desarrollar habilidades que son buscadas en el mundo laboral.

La realidad es que es casi seguro que puedas aprender cualquier cosa por medio del internet: desde filosofía a comercio; desde artesanía a finanzas; desde programación hasta tecnología.

Es decir, no hay área alguna que no haya sido tocada por el e-learning.

Si quieres haz la prueba y coloca en Google algún curso para la crianza de medusas y seguro conseguirás algo por allí.

6. Experiencia multicultural

El aprendizaje a distancia permite la posibilidad de que los alumnos establezcan contactos y generen redes de colaboración con otros estudiantes de todo el mundo, por lo que su participación se convierte en una experiencia multicultural.

Además, comparten ideas y puntos de vista afines, lo cual favorece la ejecución de los proyectos académicos en conjunto.

Así, desde una óptica mucho más humanista, los alumnos que tienen experiencia con personas de otras nacionalidades u otros continentes, gozan de una apertura cultural y son de mayor adaptación en entornos diferentes.

7. Tiempo en cantidad y calidad

Además del tiempo ganado en la organización y movilización de una clase, los alumnos que gozan de la educación a distancia tienen una comunicación mucho más fluida con el maestro, pese a la gran cantidad de estudiantes que hay en su grupo de estudio.

En este sentido, el formato de educación tradicional es mucho menos práctico en términos de educación personalizada, por cuanto los alumnos no siempre tienen la posibilidad de obtener una atención exclusiva para aclarar dudas, bien sea por espacio o por tiempo.

El e-learning no presenta este tipo de dificultades, toda vez que, pese a no estar presentes de forma física, los estudiantes tienen una conexión con el maestro mucho más efectiva y rápida.

Inclusive, los debates en línea en relación con diferentes áreas y temáticas, así como el tiempo que los maestros pueden dedicar a aclarar dudas a los estudiantes, es mucho menos extenuante y mayor para todos.

Por ende, el rendimiento académico de los alumnos es mucho más efectivo, por lo que mejoran sus habilidades para la resolución de problemas.

Por otro lado, la comunicación es mucho más eficiente para la comprensión de los temas que se desarrollan durante los cursos y talleres.

¿Cuáles son los retos de la implementación de la educación a distancia?

No hay dudas de que los últimos años se ha abierto un debate en relación con distintos temas en diferentes ámbitos.

Obviamente, la educación a distancia no es la excepción, por cuanto la puesta en marcha de plataformas de gestión de aprendizaje para la implementación de la educación online, cada vez está más vigente en todo el mundo.

Las instituciones de educación e industrias públicas y privadas se han visto en la obligación de poner en marcha de forma inexorable este método en un tiempo muy corto.

No obstante, las diferentes plataformas digitales han ofrecido un gran aporte de mucha importancia, a fin de que los modelos de educación mantengan su continuidad.

Pero, todo parece indicar que aún hay retos que las instituciones deben enfrentar de cara al futuro. A continuación, te los presentamos uno por uno:

1. La resistencia al cambio

Toda crisis y cambio finalmente puede suponer nuevas oportunidades de aprendizaje.

Frente a ello, la experiencia de quienes previamente pusieron en marcha modelos online, ha servido para comprender el reto de poder continuar con impartición de la enseñanza no presencial.

Así, hay plataformas que permiten que la implementación sea un proceso menos traumático y más eficiente, debido a los tiempos de migración que ofrece y al aprovisionamiento rápido que se experimenta cuando se incrementa la demanda de alumnos de forma excepcional.

2. Flexibilidad de contenidos y metodologías

El poner en marcha de manera acelerada a la implementación de herramientas para el aprendizaje a distancia, permitió que las organizaciones se percataran de la necesidad de transformar la manera en que se ofrecen los contenidos. No obstante, es preciso definir cómo hacerlo.

El punto es que no se trata solo de subir el material que forma parte del curso o clase a una plataforma de internet, sino también de desarrollar los contenidos y modelos de educación, a fin de que se adapten al mundo online.

3. Entrenamiento amigable para los docentes

En estos momentos se hallan más barreras humanas que en la misma tecnología, puesto que las herramientas son cada vez más fáciles de utilizar y muy intuitivas.

Sin embargo, esas barreras son rotas mediante una herramienta amigable que, gracias a un entrenamiento elemental y en muy poco tiempo, los docentes tienen la posibilidad de orientar una clase, que cuenta con aplicaciones virtuales con una gran perfección.

4. Crear comunidades de trabajo

En el proceso de adaptación del aprendizaje a distancia u online, es preciso seleccionar el software, hacer una adaptación del contenido y conseguir una interacción ideal.

No obstante, no es igual subir archivos de manera mecánica a que las diferentes plataformas sean participativas y colaborativas con dinamismo.

El aprendizaje online hace mucho más fácil el acceso a grupos, debates, chats, tutoriales, foros y prácticas que enriquecen el conocimiento.

5. Fortalecer el seguimiento a cada estudiante

Las instituciones educativas tanto públicas como privadas, así como las empresas e industrias, tienen que comprender que existen plataformas que ofrecen la posibilidad de analizar la información y los contenidos que recibe cada estudiante.

Dichas herramientas permiten estudiar la usabilidad, así como sus normas de comportamiento al ingresar y exigir contenido, a fin de tomar decisiones ideales en relación con su formación, mediante la identificación de oportunidades y fortalezas de forma mucho más rápida.

6. Impacto de la distancia física con el estudiante

La educación de las clases físicas versus las clases virtuales enfrenta muchas diferencias que deben superar.

Muchas veces los profesores tienen malas experiencias al hacer el planteamiento de las clases a sus pupilos, sobre todo cuando se trata de lecciones complejas.

Y es que la distancia física implica no saber el nivel de entendimiento de los alumnos.

De este modo y desafortunadamente, la respuesta de los estudiantes no se produce de forma inmediata, por cuanto los educadores enfrentan problemas para saber si la clase implica retos o es más sencilla.

Entonces, los maestros o instructores deben estar claros en que las llamadas oportunidades accidentales para la comunicación que se hacen presentes en una clase de forma presencial, son inexistentes en una online.

En pocas palabras, la demora en la tecnología y la percepción constituyen un obstáculo para un aprendizaje correcto.

7. Correcto entendimiento del trabajo de los estudiantes

En virtud de que la comunicación en el aprendizaje a distancia es asincrónica, la expectativa relacionada con el rendimiento del alumno también es diferente.

Ello significa que calificar tareas en línea está fundamentado en abordar de manera muy subjetiva tanto el trabajo como el esfuerzo.

Si bien la revisión de una tarea en ambas formas de enseñanza tiene el mismo objetivo y requisitos más o menos similares, los estándares y expectativas están basados en aspectos asumidos y no a priori.

Esta situación hace mucho más difícil la entrega de los resultados basados en comportamiento.

De igual manera, las evaluaciones en línea son como libros abiertos y dan al estudiante la posibilidad de hacer trampa, cuando están ausentes de un supervisor.

Aun cuando los alumnos pueden hacer una celebración por la falta de tareas, la ausencia de una prueba o examen no es emocionante.

8. Manejo de tiempo y carga laboral

Pese a que hacer el trabajo desde el hogar parece fácil e interesante, el protocolo añade una carga laboral mucho mayor a los docentes, cuando se le compara con una clase común.

Esta realidad se cierne en que aparte de la preparación y anuncios online, el docente está en la obligación de buscar la forma de facilitar los paneles de discusión.

Con ello se fomenta la participación y colaboración, entre otros aspectos importantes.

El tema es que gran parte del tiempo se va en leer grandes textos y proveer comentarios efectivos a cada uno de los alumnos.

Además, en comparación con una clase física, las consultas de los alumnos tienen la posibilidad de aparecer en cualquier momento del día, lo cual otorga a los profesores muchas dificultades para manejar sus tareas y tiempo.

¡Llegamos al final!

Esperamos que te haya servido toda la información que te hemos ofrecido en este post. Lo importante de todo es saber que pasaron cientos de años y mucha evolución en lo se refiere a unir a un estudiante y a un profesor y su grupo de estudio.

Lo ideal es poder enfrentar cada uno de los retos que significa esta nueva modalidad de estudio, que, sin duda, es la educación del presente y también del futuro.

Si te gustó el tema te invitamos también a conocer todo lo que tiene que ver con la integración de los equipos de trabajo en el siguiente post: Integración de equipos: ¿Por qué es esencial en la nueva normalidad de la industria?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Nosotros
Somos una empresa mexicana con operaciones en México y Centro América, cuyos objetivos y acciones están enfocadas a impactar en el desarrollo y la innovación industrial.
XCAD Group S de RL empresa desarrolladora de XpertCAD®, es parte del grupo NC Tech SA de CV, compañias enfocadas a soluciones tecnológicas en Industria 4.0.

Copyright by NC Tech®. All rights reserved. Aviso de privacidad


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home/nc_web19/public_html/wp-includes/functions.php on line 4757

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home/nc_web19/public_html/wp-includes/functions.php on line 4757